Está previsto que las obras, que fueron adjudicadas a Dragados, concluyan en verano de 2018.

Errebal compartirá zonas bajo gestión municipal y en concesión a empresas

EIBAR 18/03/2017 09:22 |0

Habrá negocios comerciales y un parking con un régimen similar a Txantxa Zelai

El equipo de gobierno municipal estudia, con el apoyo de una empresa especializada, los usos con que pasará a contar el futuro equipamento de Errebal. Justo diez años después de la demolición de la emblemática plaza del mercado y de la escuela de música de Eibar, para construir 10.000 metros cuadrados de superficie comercial, un proyecto fallido y que dará paso al actual, el Ayuntamiento estudia el plan de los usos que contendrá Errebal de cara a conseguir su gestión futura.

GESTIÓN

Garajes. Habrá una zona de plazas, en raya, que serán gestionados por el Ayuntamiento, mientras que el parking rotatorio será explotado por una empresa.

Negocios comerciales. Se establecen cerca de ocho locales para iniciativas atractivas que incrementen el tráfico hacia esta zona, que pasarán a ser explotados por una empresa.

Baserritarras. Se trasladarán desde la plaza del Rialto a la céntrica área multiusos de Errebal.

Paralelamente a las obras que se vienen ejecutando, adjudicadas a la empresa Dragados, el Ayuntamiento trata de centrarse a lo largo de este año en perfilar la la ocupación, de cara a que cuando finalicen los trabajos en 2018, se puedan adjudicar las diferentes zonas a las empresas solicitantes.

De esta manera, partiendo de las conclusiones adoptadas en el proceso participativo por el que la ciudadanía y los agentes locales determinaron la construcción de un espacio multiusos, el Ayuntamiento estudia las diferentes formas de gestión de las zonas de ocio y esparcimiento, así como los usos comerciales, la zona reservada para baserritarras y el parking de estacionamiento.

En base a las primeras previsiones, la actuación contempla un aprovechamiento de 2.600 metros cuadrados para usos lúdicos. En este espacio bajo cubierta es donde se prevé alojar a las baserritarras que venden sus productos en la plaza del Rialto, «con el fin de seguir promocionando una oferta de producto fresco de caserío», señaló el alcalde, Miguel de los Toyos.

Uno de los aspectos importantes del proyecto es que se viene perfilando un área para negocios comerciales innovadores, sin que esté detallado expresamente el tipo negocio, «pero sí queremos que una empresa se encargue de su gestión y que se instale una serie de iniciativas que sean atractivas y que permitan acercar un tráfico de personas hacia este punto. Se están planteando negocios de carácter gastronómico, ecológico o de restauración dentro de las posibilidades abiertas», expresó De los Toyos.

Junto a ello, se procede a la ejecución de un parking con dos plantas, unas de ellas con 103 plazas para residentes y otra con 90 plazas rotatorias. En cuanto a la tipología de la gestión para esta zona se contempla que el parking de vehículos, en régimen rotario, se estructure en concesión administrativa, mientras que los garajes pasan a ser en raya, pero bajo gestión municipal. Este mismo sistema se aplica en Txantxa Zelai, en donde la zona de parking la explota una firma y las plantas de garajes cerrados son del ayuntamiento, en concesión. Por otro lado, también se estructura la generación de un espacio polivalente para esparcimiento de 700 metros cuadrados «para acoger ferias y actividades culturales y lúdicas que se organizan en las carpas en Unzaga».

Además, el futuro edificio destinará 325 metros cuadrados (en dos plantas) a espacios para talleres e incorporará diferentes elementos para mejorar la accesibilidad al mismo desde las calles colindantes.

Para julio de 2018

Las obras que se iniciaron en febrero de 2016 abordaron las desviaciones de las instalaciones existentes de Iberdrola, Naturgas, Consorcio de Aguas y saneamientos antes de poder iniciar las excavaciones. Una vez afrontados estos trabajos, se llevó a cabo la extracción de tierra para habilitar un gran hueco que alojará las dos plantas del parking. A partir de aquí se han ido construyendo los diferentes muros de contención, a lo largo de todo el hueco de terrenos extraído, tarea que finalizará en Semana Santa. Las obras, «aunque da la impresión de que transcurren a ritmo lento» tienen su dificultad de cara al cumplimiento de los sistemas de seguridad. «Estos muros estarán finalizados en Semana Santa y se podrá, después, levantar el esqueleto de los garajes, con un plazo de finalización para el verano», según anuncian desde el ayuntamiento. Junto a los espacios de los garajes se afrontarán los trabajos de construcción de almacenes, vestuarios -previstos en el proyecto- y la impermeabilización de los garajes, para después afrontar el espacio multiusos. En este punto se habilitarán espacios bajo cubierta para representaciones de teatro de calle, conciertos de música, exposiciones, parque infantil, talleres de poesía, ensayos de la banda de música y otros, verbenas, bailes de jubilados, discotecas infantiles...

En la planta baja estará la plaza exterior con el espacio cultural (plaza cubierta), un escenario fijo, mercado, sala de exposiciones, cafetería-restaurante, almacenes y servicios. En la primera planta irá una sala cultural polivalente, con espacio para diferentes servicios, mercado y baserritarras. Y en la segunda planta se situarán otra sala cultural polivalente, servicios y la ampliación de la calle.

La finalización del conjunto del proyecto de Errebal está previsto que tenga lugar el 31 de julio de 2018. Las obras suponen una inversión de cuatro millones de euros.

Noticias relacionadas

Lo más

COMENTARIOS

©DIARIOVASCO

Utilizamos “cookies” propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarle publicidad, contenidos y servicios personalizados a través del análisis de su navegación. Si continúa navegando acepta su uso. Más información y cambio de configuración..

x